Hay tanto pedante por ahí ofreciendo y hasta vendiendo recetas de la felicidad, pero no, realmente no hay. A veces parece fácil, a veces difícil, a veces hasta nos vale madres lo que parece, al final cada uno toma lo que quiere.

 

toco coraje tomo la responsabilidad tomo un descanso tomo el riesgo tomo distanciatomo mis copitas de vino

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here